• Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Si usted toma una bala y hace presión en alguna parte de su cuerpo, esta no penetrará ni le causar ningún daño.

Pero si es disparada por una arma de fuego, esta pude provocar severos daños e incluso quitarle la vida a alguien por la velocidad a la que viaja, por consiguiente la velocidad es lo que la hace mortalmente peligrosa.

 

accidente vial

 

 

En los accidentes de tránsito, la velocidad es un factor que los aumenta e incide directamente en la gravedad de los mismosNo solo las velocidades altas son peligrosas, existen otros tipos de velocidades que pueden llegar a serlo, analicemos los diferentes tipos de velocidades:

 

Velocidad máxima.

Es el límite superior máximo permitido para viajar por la vía y no debe sobrepasarse, es determinada ya sea por las reglas generales de circulación o por un señalamiento.

 

Exceso de velocidad.

Cuando se circula a una velocidad superior a la velocidad máxima permitida se está circulando con exceso de velocidad.

 

Velocidad mínima.

En algunos países es utilizado para marcar el límite mínimo para circular por la vía, es decir no se puede circular a una velocidad menor a la estipulada y es determinada ya sea por las reglas generales de circulación o por un señalamiento.

 

Velocidad anormalmente reducida.

Cuando se circula a una velocidad inferior a la velocidad mínima permitida se está circulando a una velocidad anormalmente reducida.

 

Velocidad adecuada.

Cuando se circula adaptando la velocidad a las condiciones cambiantes del clima, tráfico, de la vía, el vehículo o al estado del conductor. Es decir adecuar la velocidad a las circunstancias o condiciones de cada momento. 

Con una velocidad adecuada seremos capaces de controlar nuestro vehículo ante cualquier obstáculo o imprevisto que pueda surgir.

 

Velocidad inadecuada o excesiva.

Cuando se circula a una velocidad que no es adecuada a las condiciones climatológicas o a las circunstancias de la vía, del tráfico, del vehículo o a las condiciones del conductor.

Por ejemplo: Se puede respetar la velocidad máxima marcada, pero ante una situación adversa como la lluvia o nebilna, el conductor tenga dificultades para conducir su vehículo de forma segura debido a la superficie resbalosa o a la baja visibilidad, se dice que se circula a una velocidad permitida pero inadecuada o excesiva para las condiciones.

 

 

 

 Foto|Nathan E Photography