• Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


La mujeres conduciendo tienen menos accidentes que los hombres, pero ellas parecen ser más propensas que ellos a consultar o enviar mensajes de texto de su teléfono móvil mientras manejan su auto, reveló un estudio de Axa Prévention.



 

 

La asociación francesa, que trabaja para la prevención de accidentes de tráfico, difundió este jueves un barómetro sobre el comportamiento de las mujeres conductoras, el cual muestra que 21 por ciento de ellas usan los SMS al manejar, frente al 15 por ciento de hombres.


En general, las mujeres tienen buenos reflejos, se preocupan particularmente por los riesgos asociados al alcohol, la velocidad y la fatiga, sin embargo están lejos de ser conductoras perfectas, indicó el estudio.
 Aunque muchas mujeres son más cautas que los hombres, lo que les permite tener menos accidentes, muchas otras tienen un comportamiento peligroso similar al que presentan ellos, señaló la asociación, dependiente del grupo Axa Francia, que ofrece servicios de seguro.

Sin embargo, con mucho la población femenina que conduce es más consciente y respeta más los reglamentos y las señales de tránsito.

Por ejemplo, sólo el 18 por ciento de las conductoras se ponen al volante después de beber más de dos vasos de licor, mientras que 34 por ciento de los varones toman ese riesgo.

En la ciudad o en la carretera, las mujeres son más respetuosos con los límites de velocidad, especialmente las conductoras de entre 50 y 64 años, puesto que sólo 29 por ciento de ellas conducen más allá de lo permitido.

Entre las mujeres de todas las edades, 42 por ciento circulan a alta velocidad, frente al 49 por ciento de los hombres que aseguraron ‘corren’ si tienen oportunidad.

El buen comportamiento femenino al volante (50 por ciento mejor que los hombres) lleva además ‘la cereza del pastel’, ya que las mujeres afirman que alientan a sus familiares -con su propio ejemplo o en conversaciones- a evitar riesgos al conducir.

Sin embargo ‘no están libres de mancha’, puntualizó Axa Prévention, ya que tienen otras actitudes iguales o peores de peligrosa a las situaciones mencionadas.

Son más propensas que los hombres a no detenerse en la luz amarilla (delito que comete 77 por ciento de mujeres y 75 por ciento de hombres) y cambian de carril con frecuencia sin previo aviso a los demás conductores.

Peor aún, las mujeres son mucho más adictas a los SMS pues 21 por ciento de ellas tienen una mano en el volante y la otra en el teléfono móvil, y sólo 15 por ciento de lo hombres lo hacen.



PARÍS, Francia.  (NOTIMEX)

Foto | tim caynes